Retour à la RALM Revue d'Art et de Littérature, Musique - Auteurs invités [Forum] [Contact e-mail]
AUTEURS INVITÉS
Depuis avril 2004,
date de la création
du premier numéro
de la RALM.
Las argucias de Sátanas
Navigation
[E-mail]
 Article publié le 24 février 2019.

oOo

Vivimos una época en donde existe una gran necesidad espiritual.
Mucha gente recurre a la magia, a la brujería, la lectura de las cartas, lectura de la mano, llamada también quiromancia, en su afán de solucionar sus problemas e incluso, entre los cristianos se repiten oraciones que salen en los sitios de internet para atraer la buena suerte, el amor o el dinero.
Muchas veces, vivimos con la certeza de que todo nos va a salir muy mal, y realmente eso estamos esperando cuando un hijo sale de la casa y tarda, como si lo malo fuera lo de siempre.
Si vamos al médico, tememos lo peor.
Y en medio de esta necesidad de llenar el vacío no encontramos respuestas.
Según las ideas antiguas y populares, pensamos en la mala suerte y si no nos salen las cosas como pensamos, o deseamos, nos decepcionamos hasta del mismo Dios.
Es más, muchos cristianos sin quererlo atribuyen más poderes al diablo que el mismo Dios. Muchos califican a toda la música que no es cristiana, como satánica. Como si el diablo mismo fuera el creador de la música. Y le damos tantos poderes al diablo que pareciera que Dios está escondido en algún universo y se quedó atrapado en nuestra incredulidad.
Olvidamos que, para empezar, el diablo era un ángel, y que ahora, se viste de ángel de luz para confundirnos. Sin embargo, su poder es limitado y sólo puede actuar si el Señor se lo permite.
Recordemos el caso de Job. El diablo tuvo que pedir permiso a Dios para poder afectar a Job, y aun así, Dios le puso limites a su maligna actuación. Le dijo, *pero no toques su vida*. El diablo no puede pasar de los limites que Dios le permite. Es como un perro que tiene soga. Hasta donde llegue la soga, es hasta donde puede afectar, y Dios no le permitirá tentarnos más de lo que podamos resistir, y siempre habrá un salida. *Junto con la tentación dará la salida, para que podáis resistir*. Y no permitirá que nos sobrevenga una tentación que no sea humana. La Biblia nos habla de la actividad de satanás a través de las edades. Siempre ha buscado atacar a la raza humana. De hecho, fue en Edén donde realizó su primer ataque, y lo hizo a nuestros primeros padres, Adán y Eva, haciéndoles creer que podían ser como Dios, les ofreció un fruto que era bueno para comer, es decir, bastaba para saciar las necesidades físicas ; era agradable a los ojos, es decir, podían deleitarse con verlo, y lo más peligroso, árbol codiciable para alcanzar sabiduría, o sea que podían ser tan sabios como Dios, sabiendo el bien y el mal. Esta fue la primera artimaña del mal. Hacernos desobedecer a Dios de forma deliberada, y creerle más a alguien que no fuera Dios. Ese fue el error de Adán : Le creyó al diablo y puso a Dios como mentiroso. Y el hombre sigue creyéndole al demonio en lugar de creerle a Dios. Cuando te pone en la cabeza que no sirves para nada, que eres un inútil, y tú le crees y por eso te sientes menos, esa es una vil mentira, porque fuiste creado para la gloria de Dios y por lo tanto al ser una creación de Dios, tienes tu propio valor. La autoestima en la gran mayoría de los seres humanos, está fuera de orden, y por eso se nos dice que no tengamos más alto concepto que el que debemos de tener. Ya sea que te sientas menos o más que los demás, no debemos hacerlo así. La Escritura dice : Piense de sí con cordura, conforme a la medida de la fe, según el capítulo de Romanos capítulo 12 en sus primeros versículos.
Satanás trabaja con trampas, mentiras, fantasías, para destruirnos y hacernos dudar del amor de Dios que es en Cristo Jesús, y si pasan cosas malas o desagradables en nuestra vida, enseguida vienen pensamientos : *¿Por qué Dios permite esto ?*
Hasta decimos, *Cuando estaba en el mundo nunca me pasaba esto*. Y, como los judíos en el desierto, pensamos que es mejor regresar a nuestra antigua vida, que ser cristianos. Como la esposa de Lot, que vio para atrás y fue convertida en sal. No debemos hacerlo así. Dios es todopoderoso y todo lo que nos sucede tiene un propósito : Llevarnos a Su mansión de gloria.
Recordemos que a los que aman a Dios todas las cosas les ayudan a bien, aún aquello que nos parezca malo, Dios lo permite para que enfrentemos lo que nos hace caer, lo que es nuestra kriptonita, nuestra debilidad, porque al vencerla, saldremos victoriosos.
Confíemos en Dios y no creamos en las argucias y trampas del Maligno. No le atribuyamos más poder del que tiene. El diablo es poderoso, pero Dios es todopoderoso.
No hay comparación.
Así que cuando te encuentres en problemas y estés tentado a abandonar el barco, confía en que Dios sabe hacer lo mejor y lo hará.

Retour à la RALM Revue d'Art et de Littérature, Musique - Espaces d'auteurs [Contact e-mail]
2004/2019 Revue d'art et de littérature, musique

publiée par Patrick Cintas - 12, rue du docteur Sérié - 09270 Mazères - France

Copyrights: - Le site: © Patrick CINTAS (webmaster). - Textes, images, musiques: © Les auteurs

 

- Dépôt légal: ISSN 2274-0457 -