Retour à la RALM Revue d'Art et de Littérature, Musique - Espaces d'auteurs [Contact e-mail]
ESPACES D'AUTEURS
Ces auteurs ont bien
voulu animer des
espaces plus proches de
leurs préoccupations
que le sommaire de la
RAL,M toujours un peu
généraliste.
El asno y las moscas cojoneras
Navigation
[E-mail]
 Article publié le 14 mai 2017.

oOo

Abdón, sus hijos y nietos cabalgaban en Asnos, y eran como un cesar enano bajo palio les dio a entender.
 No faltaban moscas cojoneras que les seguían a todas partes donde fueran.
 Su Jefe, su gran Jefe, más tonto que pipí, era el "más", superior a los demás, con más ojos que un calepino. A todos sus súbditos, de todas las especies, incluidos los Asnos y las Moscas Cojoneras, mostraba sus superioridad, diciéndoles un "vale más que te calles". El andaba a lo más diez millas por hora con la lengua fuera.
 A él, mejor, antes bien, más propiamente, con mayor precisión y exactitud debía vituperársele por lo malo y lo tonto que era.
 Abdón y los suyos se fueron a Alemania para, desde allí, pasar alas Américas. Lo únicoquedescubrieron fue que tanto Europa como América estaban pobladas de Asnos. Que todos seguían a un fraile garañón lechuguino, pisaverde, otros dicen que gurú, cuyo amor era más extremado para los Burros que para las Burras.
 Las moscas cojoneras eran muy aduladoras.La divinidad a la que adoran es la mosca Tse-Tsé, que es la misma que adoran los místicos, lossufíes y los budistas, antes y después de la succión, hasta llegar asu picadura que produce el sueño y la noche del sentido, especie de empanada mental en los cortos de genio.
 Estas eran, a veces, muy soberbias, díscolas, indóciles e insubordinadas. Las más de las veces, imbéciles. Tan sóloteníanel mayor miedo al engaño del rabo del Asno que se movía como rabo de perro, y gozaban de sus cagarrutas, pero no tanto como de las del Asno del tíoFulginos que cagaba muy fino en son festivo.
 Abdón, sus hijos y nietos, cuando volvieron de triunfar en las Américas, trayendo oro y plata robado a los indígenas ; y pepitas floridas arrancadas a la matriz de la madre Tierra, se instalaron en Andalucía, país debuenos Asnos.
 Abdón decía que Apiano le había dicho que en Andalucía atan los perros con longaniza, y que, aquí, es adorado el Asno. Lo que no es extraño, porque en toda su Geografía les hay.
 Aristóteles, en una ocasión, dijo que no había Asnos en Francia hasta que él llego. Al igual que dijo Caín :- que no había Asnos en Judea hasta que llego la Burra de Balam. Que lo refiere Bufón, un día que estuvo comiendo cecina de Asno, manjar exquisito, en una tasca de León, cercana al Convento de san Marcos.
 El mismo Bufón que escribió allí este poema, un día después de fumar en pipa de fumar, después de que un fraile, que era lego, ledijo con disimulo, en el trascoro de la catedral : -Si usted quisiera Bufón que le diera por culo :

"A una mosca cojonera, que entre dospelotas vivía
Le atravesó una verga por la boca el otro día.
¡Manda carajo¡ gritó. ¡Madre mía¡
Y se fue al médico, al otro día.
Él le mandó que volviera y se la tragara entera.
La pobre mosca cojonera se la tragó.
Ahora está malita en la cama, no se puede mover
Porque dice que la siente en la barriga
Y no puede volar, y todavía menos correr
Tan sólo puede alardear de poeta, aleteando :

- Todos los Asnos son putos ; aquel que Burra no tiene
Anda con el rabo buscando a ver qué mosca cojonera
La verga le suene, que es de un tamaño
Que ya quisieran para ellos los curas y los frailes
Y los más devotos de vosotros todos
En las noches más oscuras del sentido
O cuando se os ve en la puerta de un convento meando."

Retour à la RALM Revue d'Art et de Littérature, Musique - Espaces d'auteurs [Contact e-mail]
2004/2017 Revue d'art et de littérature, musique

publiée par Le chasseur abstrait éditeur - 12, rue du docteur Sérié - 09270 Mazères - France

sarl unipersonnelle au capital de 2000 euros - 494926371 RCS FOIX

Direction: Patrick CINTAS

Copyrights: - Le site: © Patrick CINTAS (webmaster). - Textes, images, musiques: © Les auteurs ou © Le chasseur abstrait (eurl). - Logiciel: © SPIP.


- Dépôt légal: ISSN 2274-0457 -